El pago de la indemnización por muerte del trabajador en accidente laboral depende de la culpa o negligencia de empresario y trabajador.

Antes de analizar los distintos tipos de indemnización por muerte del trabajador en accidente laboral, es necesario que sepamos qué es un accidente  laboral.

Para saberlo hay que acudir a la definición del mismo en el artículo 156 del Real Decreto Legislativo 8/2015 de 30 de octubre por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social.

Accidente laboral es:                                                  Indemnización por muerte del trabajador en accidente laboral

Toda lesión corporal que sufra el trabajador con ocasión o por consecuencia del trabajo que ejecute por cuenta ajena.

El accidente debe producirse como consecuencia directa o indirecta del desempeño de su actividad laboral.  Cualquier otro accidente que tenga lugar fuera de la actividad laboral, se considerará enfermedad común y no accidente laboral.

La muerte de un trabajador en accidente laboral supone la obligación del responsable de la empresa de indemnizar dicho fallecimiento a los derechos, siempre  que haya mediado culpa o negligencia.

Según la CULPA que haya intervenido en la producción del accidente laboral, los herederos del fallecido tendrán derecho a distintas indemnizaciones.

FUERZA MAYOR, CASO FORTUITO O CULPA DE TERCERO:

En estos casos, los hechos que han originado el accidente laboral no han podido preverse, o una vez previstos, han sido inevitables, en ese caso no correspondería indemnizar nada por el accidente laboral.

CULPA DEL TRABAJADOR:

-La imprudencia temeraria por parte del trabajador que desencadena en un accidente, no se podrá calificar como accidente laboral por intervenir:

temeraria provocación

asunción de un riesgo innecesario,

menosprecio del riesgo,

una imprudencia de gravedad excepcional, contra todo instinto de conservación de la vida.

-Conducta imprudente del trabajador

Por el contrario, en este caso, la legislación PROTEGE la falta de cuidado, atención o negligencia del trabajador dentro del ámbito de su actuación profesional y SÍ considera la muerte accidente laboral.

El artículo 156.5 a) LGSS establece:

“No impedirán la calificación de un accidente como de trabajo: a) La imprudencia profesional que sea consecuencia del ejercicio habitual de un trabajo y se derive de la confianza que este inspira…”

En estos casos, la indemnización por muerte del trabajador en accidente laboral que corresponderá a los herederos será solamente la que pudiera contenerse en el Convenio Colectivo de su sector por muerte del trabajador. No todos los Convenios la recogen.

También las mejoras que la empresa hubiese previsto para estos casos.

CULPA DEL EMPRESARIO:

Las últimas sentencias NO exige que medie dolo, culpa o negligencia por parte del empresario, siendo suficiente haber infringido alguna norma de seguridad para considerar que existe CULPA por parte del mismo.

Si existe culpa o negligencia, éste se verá obligado a responder de:

Indemnización del Convenio Colectivo por muerte, que normalmente la sufraga la Compañía Aseguradora de la empresa.

Indemnización por daños y perjuicios: es la indemnización a los herederos, cónyuge, hijos y padres.

QUIEN TIENE DERECHO A RECLAMAR LA INDEMNIZACIÓN:

Todos los perjudicados por la muerte del trabajador, es decir los familiares y también los allegados.

Cónyuge

Ascendientes

Descendientes

Hermanos

Allegados

Qué daños cubre la indemnización por muerte de un trabajador

-Los daños personales:

El sufrimiento de los familiares de la víctima por la muerte del ser querido además de otros perjuicios derivados de las circunstancias personales de cada familiar, como por ejemplo, estar discapacitado, la convivencia con la víctima, etc.

-Los daños patrimoniales:

Todos los gastos que tengan que desembolsar para cubrir los gastos de entierro, desplazamientos, así como las pérdidas que sufren los familiares que dependían económicamente del trabajador fallecido.

CÓMO SE CALCULA LA INDEMNIZACIÓN:

Se suele utilizar el Baremo de los accidentes de circulación aunque no es obligatorio ni vinculante.

EJEMPLO:

Trabajador:  de 46 años que fallece en accidente de trabajo,

Viuda de 45 años, con la que había convivido 14 años.

Dos hijos de 13 y 16 años respectivamente y

Dos padres.

A su viuda le corresponderá indemnización de 93.135,30 €.

Al hijo de 13 años le corresponderá una indemnización de 93.135,30 €.

Al hijo de 16 años, le corresponderá una indemnización de 82.786,93 €.

A los padres del trabajador les corresponderá una indemnización de 41.393,47 €, a cada uno de ellos.

CONCURRENCIA DE CULPAS:

Se da cuando media culpa del trabajador y culpa del empresario.

Es decir, el trabajador no ha tenido el cuidado necesario en el desarrollo de su trabajo o no se ha puesto el equipo de protección individual obligatorio y, por otro lado, también ha mediado alguna negligencia por parte del empresario.

En estos casos, la indemnización en concepto de responsabilidad civil se pondera y no se abona el total de ella a los herederos.

Normalmente esta circunstancia y la ponderación de la indemnización la determina un juez.

Si quieres reclamar la indemnización por muerte de un trabajador en accidente laboral, debes ponerte en contacto con un abogado especialista dada la complejidad de la misma.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *